Guitrans denuncia el abuso con las inspecciones técnicas (itv) en Alemania a camiones españoles

guitrans_alemania_web

Los hechos denunciados tienen lugar en la zona de Baden-Württemberg, el estado que linda con Francia, principalmente en la zona enmarcada por las ciudades de Freiburg, Stuttgart y Karslruhe”.

GUITRANS viene denunciando desde 2002 el abuso de poder con el que funcionan las autoridades germanas en esta zona, realizando inspecciones técnicas a vehículos con la ITV perfectamente realizada en muchos casos muy recientemente, que son obligados a pasar una nueva ITV en Alemania en la que siempre se detectan defectos que hay que reparar ‘in situ’, en los talleres que los agentes indican y además aguantando varios días de espera para su reparación porque tienen mucha carga de trabajo, con el coste económico que todo ello supone en concepto de reparación, de retraso en la entrega de la mercancía y de menor facturación por su paralización.

“Es preciso denunciar enérgicamente – reza el comunicado- el abuso de poder que están sufriendo desde hace muchos años los transportistas españoles que realizan transporte en el sur de Alemania, en la zona de Baden-Württemberg, el estado que linda con Francia, principalmente en la zona enmarcada por las ciudades de Freiburg, Stuttgart y Karslruhe”.

Según la denuncia de Guitrans, en algunos casos los agentes se dirigen a camiones parados que están realizando el descanso en algún aparcamiento de la zona, lo que muestra claramente que no disponen de ningún indicio de mal funcionamiento.

“¿Qué motivo hay- se preguntan- para que las autoridades germanas no otorguen credibilidad y validez a las inspecciones realizadas en España? y ¿por qué un camión que puede circular perfectamente por toda Europa no puede hacerlo por Baden-Württemberg?”.

Desde la asociación denuncian el alto coste que supone para sus empresas “ya que a las reparaciones que nos obligan a realizar en Alemania, en talleres asignados por los agentes de policía, tienen un coste de material y mano de obra elevadísimo de entre 5.000 y 12.000 euros, todo ello en efectivo, a lo que se suma una sanción y el coste que conlleva la paralización del vehículo durante los días que dura la “reparación”. Además, todos los

Desde GUITRANS, por medio de FITRANS, Federación Interregional de Asociaciones de Transporte, se ha puesto en conocimiento del Ministerio de Fomento, de la Embajada alemana en Madrid y del Ministerio de Transportes alemán, esta grave situación para que se ponga en marcha el mecanismo para esclarecer estos hechos reiterados y localizados y evitar de una vez por todas, este tipo de situaciones. “Somos los primeros en defender la seguridad vial- aseveran- y la de de nuestros profesionales, pero éste no es un tema de seguridad, sino que se trata de un exceso sancionador llevado a cabo por una trama bien organizada en la que participan agentes de la autoridad alemana, ITV alemanas y talleres, con un claro espíritu persecutorio, que provoca un grave perjuicio económico a empresas que circulan cumpliendo toda la legalidad vigente, tal como acredita su ficha técnica. La prueba es que las piezas que nos obligan a retirar de los camiones se vuelven a inspeccionar en las ITV españolas, recibiendo de las mismas la autorización correspondiente para su uso”.

Artículos relacionados

 

Es necesario registrarse para comentar.

portadas autonomos transporte

Desde aquí puedes conseguir acceso a todos nuestros contenidos:

- Revista Autónomos ¡En Ruta!, pruebas de camiones y furgonetas y separatas especiales:

* De módulos a directa * Distribución urbana * Costes de explotación * Conectividad * Financiación * Telemática en remolques * Especial camiones rígidos y mas...

Recuérdeme

 

 

SUSCRÍBETE A LA REVISTA

 
 

SÍGUENOS EN REDES